Pari, Claudio

Compositor

Italiano Barroco temprano

Salines, Borgoña, Francia, 1574 - †Palermo, después de 1619

Muy poco se conoce sobre su vida, pero evidentemente fue una de las numerosas víctimas del fanatismo religioso de la iglesia católica, que durante los siglos de la llamada Inquisición mostró su cara más obscura.

Vista de Palermo, Sicilia

En 1598 estaba en el monasterio de Santo Domingo en Palermo, donde cayó en enredos con la Inquisición, y en un auto-da-fé celebrado en el monasterio el 22 de diciembre de ese año fue sentenciado a remar en las galeras durante cinco años por herejía.

A más tardar hacia 1611 había regresado a Palermo, puesto que publicó allí un libro de madrigales.
Desde el  6 de septiembre de 1611 al 18 de marzo de 1619, fechas de las dedicatorias de su segundo y cuarto libros de madrigales de cinco-partes, estuvo activo en Sicilia, particularmente en Palermo. En la dedicatoria del tercer libro se refiere a su origen ultramontano, y en todas las páginas de título se describe como borgoñón. La dedicatoria y posdata del segundo libro establece que, así como el perdido primer libro, él ya había publicado una colección de madrigales de seis-partes que también están perdidos.

Cualquiera que haya sido su historia como hereje, debe haber sido perdonado, puesto que en 1615, según un documento no catalogado en el Archivio di Stato, Palermo, recibió un nombramiento de tres años como director de música en el hogar de los Jesuitas en Salemi, en Sicilia occidental.

La predilección de Pari por los ciclos de madrigales es notable. Su segundo libro se titula "Il pastor fido" y sólo consiste en música sobre textos de dramas pastorales de Giovanni Battista Guarini. La mayor parte del tercer libro se compone de tres ciclos de madrigales sobre otros textos de la misma obra. "Il lamento d'Arianna", que da su nombre al cuarto libro, abre el volumen e informa sobre los primeros 12 de sus 20 madrigales. Sólo el primero es música sobre un texto de Rinuccini, y corresponde así al primer madrigal del famoso ciclo de Monteverdi (en su libro 6, 1614); los otros son partituras del lamento de Ariadna como interpoladas por G. A. dell'Anguillara en su traducción en octavas de la Metamórfosis de Ovidio, imitando el lamento de Olympia en el Orlando Furioso de Ariosto e, indirectamente, el lamento de Ariadna en el Herodes de Ovidio.

Puede ser considerado un seguidor digno del estilo cromático de Giovanni de Macque y puede ser digno de estar junto a los mejores madrigalistas sicilianos de la época, como Antonio Il Verso (quién también publicó un Lamento d'Arianna en 1619), Sigismondo d'India y Giuseppe Palazzotto e Tagliavia.

"Madrigal Nº 1" de "Lamento d'Arianna" (versión digital)