Georg Rudolph, Duque de Liegnitz, Brieg y Goldberg

Patrono de la música, bibliófilo, compositor y poeta

Alemán Barroco

Ohlau [ahora Oława], cerca de Breslau [ahora Wrocław], 22 de enero de 1595 - †Breslau, 14 de enero de 1653

Medalla conmemorativa de Georg Rudolph, duque de Liegnitz, Brieg y Goldberg

Hijo de Joachim Friedrich, Duque de Brieg-Liegnitz, se convirtió en duque en 1613 a la edad de 18 años. Fue educado en la universidad de Frankfurt un der Oder (Słubice). En sus primeros años estuvo activo como compositor y poeta. Desarrolló su amor por la música ya en 1610. La primera colección de su música consistió en varios libros de partituras en manuscrito, la mayoría de los cuales contiene la serie de iniciales GRHZLVB Georg Rudolph Herzog zu Liegnitz und Brieg),  seguidas por la fecha 1612. Dos de los libros, sin embargo, concluyen así: ‘1610. 15. Maij … Georgius Rudolphus, Dux Lignicencis et Bregnsis Mannupp/ria’. 

Al asumir el poder Georg Rudolph continuó la Kapelle en su corte, pero su interés en la música principalmente suponía una forma diferente. En el curso de un viaje a lo largo de Europa, empezó a coleccionar libros para lo que se conocería como la Bibliotheca Rudolphina. Su primera esposa, la Princesa Sophie Elisabeth de Anhalt, con quien se casó en 1614 y quién murió ocho años después, contribuyó con valiosas obras  en francés e italiano. Cuando se compiló el primer catálogo en 1618, cinco años después que se había empezado la colección, ya contaba con más de 3000 obras; este número se duplicó después. Alojada originalmente en la Johanneskirche, Liegnitz, la biblioteca se movió varias veces durante los siglos XVII y comienzos del XVIII; se alojó finalmente en la Ritterakademie, Liegnitz, en 1741.

La Guerra de los Treinta Años desvió la atención del duque de la música y los libros. Entre 1627 y 1635 los ejércitos protestante y católico ocuparon Liegnitz varias veces y confiscaron gran parte del contenido de la biblioteca, sobre todo las obras sobre leyes, teología y medicina. El duque estaba principalmente interesado en su colección de música, que al parecer sobrevivió intacta. Consistía en 460 volúmenes que contenían obras de más de 700 compositores de los siglos XVI y XVII. La mayoría de las piezas eran Franco-flamencas, pero obras italianas y alemanas también ocupaban gran parte de la colección. La extendida reputación del duque como conocedor de la música está clara por el número de trabajos en su biblioteca que se dedicaron a él por sus compositores, entre ellos Schütz y Schein.

En 1621, durante su camino a Breslau con su Kapelle, Schütz visitó al Duque Rudolph en Liegnitz, y el 3 de noviembre dirigió allí interpretaciones de sus dos motetes "Syncharma musicum" y "Tentonium dudum belli" mientras el Elector Johann Georg de Sajonia, representando al Emperador, recibía el juramento de lealtad rendido por los estados Silesianos a la casa de Habsburgo. Nunca descuidó a los músicos de su propio distrito como puede verse por la inclusión de piezas de Samuel Besler, Thomas Fritsch, Thomas Stoltzer y otros músicos locales de su propio tiempo y anteriores. La colección permaneció intacta hasta la Segunda Guerra Mundial, cuando las tropas soviéticas la retiraron de Liegnitz; actualmente se encuentra dispersa entre por lo menos cuatro bibliotecas de Polonia.

""